2 Timoteo Capítulo 4 Sana doctrina - predicarla

Se puede discernir una diferencia en la forma del tratamiento del mensaje en los capítulos 3 y 4. El capítulo 3 destaca el hecho de que Timoteo, confrontado con una creciente oposición a la verdad, debe “permanecer” en la verdadera doctrina. El capítulo 4 da prominencia al deber de Timoteo de “proclamar” esta doctrina. Debe “hablar” mientras la gente todavía esté dispuesta a oír. No siempre tendrán la disposición. El “heraldo” del evangelio debe cumplir al máximo su ministerio. (¿Y nosotros?)

2 Timoteo 4:1. “Te suplico encarecidamente…Te encarezco…Te encargo solemnemente.” 

Aquí tenemos la apelación final de Pablo. Es un resumen solemne de todo lo que Pablo ha escrito en las dos cartas:, “Te encarezco delante de Dios y del Señor Jesucristo, y de sus ángeles escogidos, que guardes estas cosas sin prejuicios, no haciendo nada con parcialidad”. (1 Timoteo 5:21; 6:13; 2 Timoteo 1:6, 8, 13;  2:1-3, 8, 14; 3:14). Un incentivo muy grande es darnos cuenta de que Cristo nos da una misión como creyentes y es lo que exige la obediencia a Dios. ¡El mensaje que presenta es literalmente una cuestión de vida o muerte!

“…delante de Dios y del Señor Jesucristo” 

Son los testigos siempre presentes y ante la vista de quienes todo debe ser hecho. Pablo dirige la atención de Timoteo hacia Dios y Cristo Jesús, en cuya presencia se da y recibe el encargo. Es a Dios y al Salvador Ungido que Timoteo y Pablo tendrán que rendir cuentas. Y este es el Cristo que “está por” juzgar. Pablo destaca la certeza de su venida y su carácter inminente, pero no fija fecha alguna. 

“…que juzgará a los vivos y a los muertos.” (1 Tesalonicenses 4:16, 17). Un día cercano todos seremos juzgados. Nuestra obra será comprobada. Pablo pues le encarga, en vista del juicio final. (Mateo 25:31-46; Lucas 18:8; Juan 5:27–29; 1 Corintios 15:51, 52; 2 Corintios 5:10.; Ap. 20:11–15).

“…en su manifestación (griego: epifáneia) y en su reino.” Pablo conjura a Timoteo por la gloriosa manifestación futura de Cristo, esto es, por su resplandeciente Segunda Venida. La aparición del emperador en cualquier lugar era su epifáneia. Barclay explica: 

“Está claro que cuando el emperador iba a visitar algún lugar, todo se ponía en perfecto orden. Se barrían las calles y adornaban las casas, y se ponían al día todos los trabajos para que el lugar estuviera apto para la epifáneia del emperador.”

 1Barclay, pág. 238

La manifestación implica la idea de “brillantez, resplandor, esplendor o gloria”. Puede reflejar el concepto de la presencia de Dios en la Shekinah, nube de gloria que acompañó a Israel durante la peregrinación por el desierto, según el Éxodo. Es un término característico de las Cartas Pastorales para la Segunda Venida (I Timoteo 6:14; 2 Timoteo 1:10; 4:1, 8; Tito 2:11, 13; 3:4; 2 Tesalonicenses 2:8). 

Pablo exhorta a Timoteo para hacer ciertas cosas a la luz de la realidad del día del Juicio/día de Resurrección. La intención de la Segunda Venida es motivar a los creyentes de todas las edades, aunque será una realidad sólo para una generación. ¡Los creyentes deben vivir cada día como si fuera o pudiese ser el último! Nuevamente, el reino de Dios aquí hace referencia a Jesucristo, quien es descrito en sus tres funciones de ser: 

(1) juez; (2) él que viene; y (3) el rey.

2 Timoteo 4:2. Los 5 imperativos enérgicos. 

“…y doctrina.” 

El heraldo trae el mensaje de Dios. Actualmente se incluye ciertamente la cuidadosa exposición del texto en la obra de “proclamación” o “predicación”. Pero la proclamación o predicación genuina es viva, no seca; oportuna, no desusada. Es la ferviente proclamación de nuevas iniciada por Dios. No es la especulación abstracta sobre puntos de vista emitidos por el hombre.

2 Timoteo 4:3-4. “Sino que, teniendo comezón de oír” 

Esta es la última descripción en la carta de los que rechazan la verdad. La palabra “comezón” es “rascar, hacer cosquillas”. Tienen comezón de oír “diferente doctrina” (1 Timoteo 1:3). Quieren enseñanza agradable, aduladora, que hable de deberes fáciles, y que tolere sus pecados. No quieren ser reprendidos sino lisonjeados y adulados. No quieren despojarse del viejo hombre y vestirse del nuevo hombre. Describe una curiosidad que busca lo novedoso. 

“Se amontonarán maestros conforme a sus propias pasiones.” Compárese Hechos 17:19-31.

2 Timoteo 4:5. Requisitos para los evangelistas.

¿Cuál es la obra del evangelista? Esta pregunta es muy importante para jóvenes fieles que tengan el deseo de ser evangelistas. En estas tres cartas a Timoteo y Tito, como también en otras cartas, Pablo explica esta obra. En Hechos de los Apóstoles, Lucas la describe en detalle al narrar la historia de las actividades de Pablo y sus compañeros.

2 Partain, W. (1998) Sermones sobre 1 y 2 Timoteo, Tito y 2 Corintios, Pág.126

¿Qué significa la palabra “sobrio”? 

“Sobrio” significa “serio”, “controlado” y “despierto”. Debe ser disciplinado, que prioridad a las serias responsabilidades que tiene en la congregación. No se encuentra embriagado con el anhelo de cosas sensacionales o sentimentales. No aparta sus oídos de la verdad para volverse a los mitos. El apóstol requiere que Timoteo muestre esta actitud calmada y bien equilibrada “en todas las cosas”. 

2 Timoteo 4:6–8. “Yo ya estoy próximo a ser sacrificado (significado: “siendo derramado como libación sobre el sacrificio”). El tiempo de mi partida está cercano. He peleado la buena batalla, he acabado la carrera, he guardado la fe. Por lo demás, me está reservado la corona de justicia, la cual me dará el Señor, juez justo, en aquel día; y no solo a mí, sino también a todos los que aman su venida.”

Este se divide como sigue:

1. v. 6: Su evaluación por fe del presente.

2. v. 7: Su resumen por fe del pasado.

3. v. 8: Su regocijo por fe respecto del futuro.

Su evaluación por fe del presente.

En su profesión de fe, Pablo escribe: “Porque yo ya estoy siendo derramado como libación sobre el sacrificio”, Conforme a la ley (Números 15:1–10), cuando se sacrificaba un cordero, la libación consistía en un cuarto de un hin de vino (1 hin = 3.7 litros); cuando la ofrenda era un carnero, la libación prescrita era un tercio de un hin; y por un becerro era medio hin. Como este vino se derramaba gradualmente, era una ofrenda y era el acto final de toda la ceremonia sacrificial, representaba en forma muy adecuada la decadencia gradual de la vida de Pablo, el hecho de que estaba presentando su vida a Dios.

 Su resumen por fe del pasado

Pablo usa nuevas figuras (el atleta, el corredor, el soldado):

“batalla” para referirse a un luchador, no a un soldado. El uso de la palabra “buena” no quiere decir que ha ganado sino que ha luchado en una lucha “noble”, una actividad importante que es un privilegio.

“carrera” es muy apropiada. Implica mucho entrenamiento, disciplina personal y gran esfuerzo. En Hebreos 12:1-3 el corredor ha de fijar la vista en la meta: “puestos los ojos en Jesús”

“guardar” la fe. Podía referirse a su fidelidad a Dios. 

Su regocijo por fe respecto del futuro

Habiendo considerado el presente y el pasado, Pablo vuelve su vista hacia el futuro. Continúa hablando del ambiente de los juegos griegos. La “corona” simbolizaba para los atletas un triunfo grande. El cristiano recibirá una corona incorruptible. Pablo la llama “la corona de justicia”. Considera que esta corona es de Pablo por derecho, un derecho fundado en la gracia porque a Pablo y a otros como él, Dios ha prometido darles la corona (1 Timoteo 6:12; Santiago 1:12; 1 Pedro 5:4; Apocalipsis 2:10).

2 Timoteo 4:9-18. “Procura venir pronto…” 

Este párrafo está formado mayormente por asuntos de información personal, pedidos y saludos. Se puede dividir de la siguiente manera:

2 Timoteo 4:9–13. Pablo expresa la soledad que siente y la necesidad de más obreros para el reino, pide su manto, los libros y pergaminos, y el pronto viaje de Timoteo.

vs. 14, 15: Pone en guardia a Timoteo en contra de Alejandro, el trabajador de metales.

vs. 16–18: De la manera que el Señor lo fortaleció en su “primera defensa”, Pablo deriva consuelo para el presente y para el futuro.

Pablo seguía las pisadas de su Señor

Tres cosas le infundían ánimo:

  • Todos los hombres le habían abandonado, pero Jesucristo estaba con él.
  • Pablo usaba hasta un tribunal romano para proclamar el mensaje de Cristo.
  • Estaba completamente seguro de la liberación final. 

2 Timoteo 4:19-22. Saludos finales

¡Cómo podría Pablo olvidar a Priscila y Aquila! Vivió con ellos por más de un año y medio en Corinto. Priscila y Aquila expusieron sus vidas por él (Romanos 16:4). Las otras personas mencionadas nos dan alguna idea de la universalidad del evangelio de Cristo y su acción entre los hombres y mujeres de todas las clases y condiciones.

v. 21.  “Procura venir antes del invierno.” Está lleno de urgencia y emoción. Las cuatro personas que se mencionan no  se citan en otros pasajes bíblicos.

Pablo inicia sus cartas con el saludo “gracia” – el favor divino del amor de Dios que provee la salvación, la santificación, la capacidad para el servicio a Dios y la eternidad con el Salvador Jesucristo. Como siempre, su última palabra es “gracia”.

Volver al índice de:
A Timoteo, amado hijo

Continúa leyendo:
Bibliografía

Quedate un tiempo con nosotros y comenzarás a entender lo que Dios quiere comunicarnos en su palabra. Y si tienes preguntas o comentarios, escríbenos a preguntas@labiblia.zendesk.com