La Salvación por Fe y la Importancia de la Verdad

Hoy estaremos comenzando una nueva serie de conferencias en las cuales tendremos como objetivo el aprender a leer y estudiar la Biblia en una forma mas efectiva, para alcanzar una mayor profundidad en nuestros estudios, aprendiendo a utilizar herramientas que nos permitan encontrar respuestas a las preguntas que nos hacemos al leer, o las preguntas que hemos tenido que nos han impulsado a leer.

Pero antes de pasar 10 semanas estudiando esto, creo que es importante que primero dediquemos un par de estudios a establecer la importancia del tema. Porque esto les digo desde el principio: llegar a un verdadero entendimiento de la Biblia es una tarea para toda la vida, y no es para los que quieren leer solo casualmente. Realmente, la única razón por la que vale la pena emprender esta tarea es que si tenemos un interés en conocer profundamente a Dios, y por medio de ese conocimiento, salvarnos de la muerte eterna.

Porque la Biblia es un manual para la salvación. Es un libro de texto largo, y a veces complicado, que nos enseña quien es el único Dios, como es Dios, y que quiere de nosotros. Y como provoca nuestro interés? Bueno, en el tercer capitulo de la Biblia nos dice que no fuimos creados para morir: la muerte es un castigo. La muerte eterna no era necesario, ni era la intención de Dios. Dios nos creó para vivir, y si morimos, es porque hemos hecho algo. esto significa que si seguimos leyendo, tal vez aprenderemos como escapar del yugo de la muerte.

La Biblia no es un libro que se lee en la cama, acostado, a menos que nuestro propósito sea simplemente el de dormir. Si nuestro objetivo es la salvación eterna, entonces vamos a tener que hacer un esfuerzo. Ahora, este libro a veces solo levantarlo nos cuesta. Hay personas que no traen sus Biblias a la iglesia los domingos porque pesa demasiado. Y si solo tenerla en las manos es un esfuerzo, cuanto mas nos costará abrirla, leerla, y entenderla. Con solo ver este libro sabemos que no será tarea fácil. Así que muchas personas crean racionalizaciones o pseudo-explicaciones que les permiten sentirse tranquilos sin hacer el esfuerzo por leerla.

Pensemos en lo que se hace: se abre la Biblia, se lee un poco de aquí y de allá, pero cuesta hallarle el sentido, cuesta unir las ideas, hallar relaciones entre tantos relatos y conceptos. así que mejor optamos por tratar de hacer buenas obras. Y la esperanza es que si medio conozco, y hago mis caridades, doy mis contribuciones a la iglesia, etc. espero que al final de cuentas me vaya bien, que por unas cuantas tonterías que he hecho por Dios, me recompense con una eternidad de gloria.

  • Pero qué de las personas que piensan así? Estas personas no tienen la menor esperanza de salvarse. No han leído. En Génesis 3, el tercer capitulo de la Biblia apenas, no hay que leer ni una hora para llegar a esta verdad: La razón por la que morimos es cual? [el pecado] No es por falta de obras.

  • Y el pecado no se elimina con las buenas obras. La Biblia es clara: no importa si tenemos un millón de buenas obras, y un solo pecado pequeño: estamos perdidos. Adán tenia quizá un siglo de obedecer, de guardar el jardín, de no tomar del árbol prohibido; pero cuando pecó, eso ya no importó: murió.

Como veremos hoy, la Biblia enseña MUY claramente que la salvación no es por las obras que hacemos; es por fe, por gracia, y el perdón de pecados.

Y la Biblia en ningún lugar predica la salvación por ignorancia.

Así que si hemos tenido la tentación de pensar de esa forma, de pensar que no tengo tiempo para realmente llegar a conocer la palabra de Dios, y mejor voy a tratar de hacer unas buenas obras, o hasta muchas buenas obras – si hemos pensado de esa forma, no hay la menor posibilidad que alcancemos la salvación, porque no hemos entendido nada. No es eso lo que Dios quiere.

El creador del universo paso aproximadamente 1500 años trabajando con docenas de autores, muchos de los cuales soportaron increíble sufrimiento para dar testimonio de la verdad que había en ellos, podemos creer que Dios nos va premiar por no hacer ningún esfuerzo por leerla? Creo que no. A menos que leamos, y entendamos, no tendremos la menor idea de lo que Dios realmente quiere, y tenemos menos posibilidades aun de salvarnos.

Así que una de las formas de pensar es esa: pensar que si buscamos a Dios a medias, a nuestra manera, nos irá bien. Hay también otra forma de pensar, de personas que hacen un esfuerzo un poco mayor: leen la Biblia, quizá hasta regularmente. Se convencen que Dios existe, que Cristo resucitó de los muertos, que hay un plan de salvación… pero hasta allí se quedan. No llegan a comprender realmente cual es el mensaje, y a la hora de buscar a alguien que les explique, se conforman con la iglesia que sea mas conveniente: una iglesia donde se sienten bien, donde se hace cierto nivel de estudio, donde los hermanos son buena gente…. y después de haber comenzado bien, muchas personas después depositan su esperanza de salvación en manos de una persona que lidera esa iglesia, y se conforman con no volver a pensar mas de lo que su pastor o sacerdote les dice.

Pero hay que abrir los ojos: solo en esta ciudad tienen que haber algunos cientos de iglesias a las que asisten personas que creen estar haciendo lo correcto. Pero estas iglesias no tienen las mismas creencias; se contradicen en cuanto a las doctrinas, y las expectativas que le imponen a uno. Algunos diezman, otros no. Algunos observan el sábado, otros no. Algunos tienen jerarquía extranjera, otros son independientes.

Algunos tienen grandes templos, otros se reúnen en casas. Algunos leen la Biblia en todas las reuniones, otros solo cantan alabanzas y hacen oraciones. Algunos pretenden tener los dones, otros los rechazan.

Algunos usan otros libros, y otros dicen que solo la Biblia. Algunos ni siquiera leen la Biblia. No hay unidad de mensaje, de organización, ni en la forma en que se practica la fe.

Hoy veremos que la Biblia enseña muy claramente que hay una sola iglesia, en todo el mundo, y esa iglesia se caracteriza por ser la iglesia donde esta la verdad.

Y estadísticamente, qué probabilidades hay de que la iglesia del barrio, o la del templo grande, o la de la gente que me cae bien, sea la verdadera? Estadísticamente hablando, las posibilidades se aproximan a cero. Entre docenas de iglesias en esta ciudad, cientos en el país, miles en el mundo, no es posible que todas tengan la verdad, porque se contradicen entre ellas. Así que las posibilidades que esta o aquella iglesia sea la verdadera, son ínfimas.

Pero como vamos a saber cual es la verdadera iglesia entonces?

Así que en estos próximos meses, nuestros objetivos serán los siguientes:

  • Demostrar que la salvación es por la fe, y no por las obras. Así que no nos podemos salvar haciendo un montón de buenas obras.

  • Demostrarles que la Biblia hace referencia a Una verdad.

  • Demostrarles que es necesario el entendimiento y la fe en la verdad, para salvación, y que sin una fe verdadera, estamos perdidos.

  • Convencerlos que la única forma en que van a poder estar seguros de haber encontrado la verdad es aprendiendo a estudiar la Biblia personalmente.

Pero esto realmente parece largo, y medio duro: porqué preocuparnos tanto? Acaso puede ser tan difícil? Bueno, que según la Biblia, en el juicio, habrán muchos que se quedaran afuera: Mateo 7:22-23 – Que dice?

  • Que en aquel día van a haber muchos sorprendidos.

  • Y que clase de personas? [personas que aparentemente le conocían] pero El no los conoce a ellos. Mateo 7:13-14 – Cuales parecen las proporciones? [muchos entran por la puerta ancha y espaciosa, que lleva a la perdición]. Hay mucha gente que toma el camino mas sencillo, y mueren por esa decisión.

Hay un Proverbio que dice lo mismo: 14:12 – Hay camino que al hombre le parece derecho, pero su fin es camino de muerte.

Estas palabras debieran preocuparnos. Al leerlas, tenemos que preguntarnos: que pasa si estoy equivocado? Que pasa si mi filosofía personal de la vida carece de fundamento? Que pasa si mis creencias son falsas?

Este es el momento de confirmarlo. Cuando venga Cristo, no habrá tiempo. Las 5 vírgenes insensatas anduvieron como locas buscando aceite después del anuncio de la venida de Cristo. Se quedaron afuera. Cuando oigamos el llamado que Cristo viene, será muy tarde. Hoy tenemos que comenzar a tomarlo en serio.

La Salvación por la Fe

Hablemos entonces del proceso de salvación.

Marcos 16:15-16- Id a todo el mundo y predicad el evangelio… El que creyere y fuere bautizado será salvo, mas el que no creyere, será condenado.

La respuesta a esto es que hay tres cosas esenciales:

  • Aprender el evangelio.

  • Creerlo.

  • Bautizarnos.

Cuando hablamos de la salvación, este es el proceso que la Biblia describe. Aprender las buenas nuevas, creerlas, y bautizarnos en esa fe para remisión de nuestros pecados.

Veamos otros pasajes:

  • Hechos 8:5-7, 12 – otra vez, creyeron: que? [evangelio del reino de Dios, y el nombre de Jesucristo] y se bautizaron hombres y mujeres.

  • Hechos 8:35-37 – Aprendió el evangelio, y como consecuencia de aprenderlo, pide bautismo. Es evidente entonces que una parte central del evangelio que le predicó Felipe era el bautismo. Y cual es la condición para bautizarse? [creer] y él confiesa su fe.

  • Hechos 16:29-33 – Cree en el señor…y serás salvo… y le hablaron la palabra del Señor.

Veamos otros pasajes que confirman la importancia de la fe para salvarnos:

  • Juan 3:16-18 – Para que todo aquel que en el cree, no se pierda… pero el que no cree, ya a sido condenado.

  • Hechos 13:38-39- Por medio de él se os anuncia perdón de pecados, de todo aquello de que por la ley de moisés no pudisteis ser justificados, en él es justificado todo aquel que cree.

  • Efesios 2:8-9 – Porque por gracias sois salvos, por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe.

  • Romanos 3:21-24 – Aparte de la ley se ha manifestado la justicia de Dios; justicia por medio de la fe en Jesucristo. Porque en què condiciones hemos estado? [hemos pecado, y estamos perdidos] Pero hemos sido justificados gratuitamente por gracia, mediante redención en Cristo Jesús. v. 28 – Concluimos que el hombre es justificado por fe, sin las obras de la ley.

  • Romanos 4:13-14 – No por la ley fue dada la promesa, sino por fe. v. 16 – Por tanto, es por fe, por gracia…

  • Romanos 11:5-6 – Queda en este tiempo un remanente escogido por gracia; y si por gracia, ya no es por obras.

  • Tito 3:4-5 – Cuando se manifestó la bondad de Dios nuestro salvador… nos salvó, no por obras de justicia que nosotros hubiéramos hecho, sino por su misericordia, por el lavamiento de la regeneración…

  • Hebreos 10:35-39, 11:6 – Mantener la confianza (seguridad, fe), es necesaria la paciencia para obtener la promesa… el justo vivirá por fe… somos de los que tienen la fe para preservación del alma.

Así que algunas personas que quieren escapar del problema presentado por tener en nuestras manos una Biblia tan gruesa, y tantas iglesias entre las que se tiene que escoger, tratan de argumentar que lo que importa es ser buena gente y buenos con el prójimo, y que si hemos sido mas buenos que malos, en el día del juicio tal vez tendremos la suerte de salvarnos.

Lo que esta gente realmente está diciendo es que no les parece que la salvación valga suficiente como para hacer un verdadero esfuerzo por alcanzarla, y que les da demasiada pereza hacer un esfuerzo serio para estar seguros de lo que hacen. Y creen que acaso Dios recompensará a tales personas?

Y esta teoría en la que están dispuestos a arriesgar su destino eterno se reduce esencialmente a la idea de la salvación por obras: que si soy buena gente, me voy a salvar.

Pero como dije antes, esta teoría demuestra una ignorancia fundamental respecto a la naturaleza del problema que tenemos: que es lo que impide la vida eterna? [la muerte] y porqué morimos? [por el pecado]

  • Romanos 5:12 – la muerte pasó a todos, por cuanto todos pecaron.

No estoy diciendo que las obras no son necesarias; la falta de obras puede impedir nuestra salvación, pero no es por ellas que nos salvamos. Las obras son el testimonio de una fe verdadera.

La Importancia de la Verdad

Una de las cosas mas fundamentales acerca de los Cristadelfianos, aparte de nuestras doctrinas, es que consideramos que sí hay una verdad, y que hay suficiente información en la Biblia como para establecer cual es la verdad, y que la verdad importa.

Comencemos entonces en Efesios 4:1-6. Este pasaje está diciendo que una de las cosas mas importantes de que cuidarnos como creyentes es la unidad del espíritu, por medio de la paz entre nosotros, y es necesaria esa unidad, porque solo hay un cuerpo [una iglesia], un Espíritu, una esperanza, un Señor, una fe, un bautismo, un Dios y Padre de todos, el cual es sobre todos, por todos, y en todos.

Ahora, lo que podríamos decir aquí es que solo hay una iglesia, sin importar lo que crean, pero en ese caso, cometemos un pecado al estar separados de otras iglesias, comenzando de la católica, e incluyendo a los testigos de Jehová, mormones, evangélicos, sabatistas, adventistas, etc. Todos debiéramos considerarnos un solo cuerpo.

Pero es evidente que estos grupos no quieren tener hermandad con nosotros, pues no creemos lo mismo; hay una increíblemente amplia variedad de ideas entre esas lineas del cristianismo, partiendo desde los católicos que tienen la autoridad del papa y su papel en la política del mundo, las organizaciones de los testigos y los mormones, el judaísmo de los sabatistas. Filosóficamente, con estos grupos compartimos únicamente el que usemos en alguna medida la Biblia, y que de alguna medida pretendemos seguir a Cristo.

Pero en la mayoría de casos no pasamos de semejanzas sumamente superficiales, y todo lo fundamental es diferente. Así que como podemos ser con ellos un solo cuerpo?

Finalmente, para los que estudiamos la Biblia, nos parecen que muchos de estos grupos creen y predican cosas que se pueden comprobar bíblicamente, sin duda alguna, que son falsas. Así que como pueden un cuerpo con nosotros? Y de igual forma, estos grupos tienen otras esperanzas, otra fe, otros métodos para bautizar…

Así que me parece que Efesios está diciendo que solo hay un cuerpo verdadero, un Espíritu verdadero, una esperanza verdadera, un Señor verdadero, una fe verdadera, un bautismo verdadero, y un Dios verdadero.

Y si examinamos el uso de la palabra ‘verdad’ en los evangelios y las cartas de Pablo, veremos que en el ministerio de Jesús y la iglesia del primer siglo, tenían algo a que ellos le llamaban ‘la verdad’.

Comencemos en el evangelio de Juan:

  • Juan 4:20-24 – … los que le adoran, en espíritu y en verdad es necesario que le adoren… Es evidente que Jesús está diciendo que tenemos que adorar en sinceridad, sin falsedad; pero el que dice una mentira creyendo, es siempre mentira. Así que no basta la sinceridad, tiene que ser sinceridad con base en la verdad.

  • Juan 8:31-32 – … si permanecieseis en mi palabra, seréis verdaderamente mis discípulos, y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres. Para ser verdaderos discípulos hay que hacer que cosa? [permanecer en su palabra] y permaneciendo en la palabra, llegaremos a? [conocer la verdad] y por medio del conocimiento de la verdad? [seremos libres]

  • Juan 17:17-19 – La verdad es la que santifica. Somos separados para Dios por medio de nuestra fe en la verdad.

  • Juan 18:37 – para esto he venido al mundo, para dar testimonio a la verdad. Así que el propósito por el cual vino Cristo al mundo fue cual? [Dar testimonio de la verdad]

  • Efesios 6:14 – Estad pues firmes, ceñidos vuestros lomos con la verdad… (primer elemento de la armadura de Dios)

  • II Tes. 2:8-10 – …y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden, por cuanto no recibieron el amor de la verdad para ser salvos.

  • II Tes 2:13-15 – Dios nos escogió para salvación, mediante la santificación por el espíritu y la fe en la verdad… por tanto, que tenemos que hacer? [Estar firmes, reteniendo la doctrina que hemos aprendido: el mensaje del cristianismo original.]

  • I Tim 2:3-6 – Dios… el cual quiere que todos los hombres sean salvos y vengan al conocimiento de la verdad. Nuevamente, hallamos juntas que dos cosas? [la salvación, el conocimiento de la verdad]

Porque será tan importante la verdad para salvarnos? Si somos buenos, nos esforzamos por obedecer los mandamientos, tratamos de evitar el pecado, porque no nos podemos salvar? [porque la salvación es por fe, no es por obras].

Si creyéramos que no importa lo que creemos, sino que lo que hacemos, estamos desechando a Cristo, y tratando de salvarnos por nuestros propios méritos. Esto es sabiduría humana, insensatez para con Dios.

La iglesia:

  • Tim 3:14-15 – … sepas como conducirte en la casa de Dios, que es columna y baluarte de la verdad.

Conclusión

Volvamos a Efesios 4. Hay un solo cuerpo, una sola fe, una sola esperanza, un solo Espíritu, un solo Señor, un solo bautismo, un solo Dios.

Hay una sola iglesia verdadera, una sola esperanza verdadera, un solo Espíritu verdadero, etc. etc. Y o los encontramos, o estamos perdidos.

Quedate un tiempo con nosotros y comenzarás a entender lo que Dios quiere comunicarnos en su palabra. Y si tienes preguntas o comentarios, escríbenos a preguntas@labiblia.zendesk.com